La multinacional privada Twitter señala un titular de Libertad Digital como dudoso

La noticia se hacía eco de la decisión de diferentes jueces de los estados de Pensilvania, Nevada y Georgia, los cuales habían anulado la certificación de los resultados ante la constatación de numerosas pruebas y testimonios que hacían dudar de la limpieza del proceso electoral en un país que consideramos el adalid de la democracia.

Tal como lo explica el economista Guillermo Rocafort mediante un artículo científico en Confilegal, EE.UU adolece de una grave déficit democrático.

Los críticos progres a Donald Trump y Libertad Digital, justifican la medida en base a que el oligopolio de Twitter es una empresa privada y puede imponer sus normas por encima del Estado de Derecho y la valoración del Poder Judicial.

Desde una posición verdaderamente democrática, estas acciones de compañías en base a su primacía en el mercado, son totalmente inaceptables. Es por ello que urge de una intervención del Estado con el fin de que se garantice la distribución de la propiedad privada y se ponga fin al chantaje de las grandes multinacionales. Es tan malo un leviatán estatal que controle todos los ámbitos de la vida privada, como una concentración de capitales en el que las grandes empresas prolaterizan a millones de personas y ponen en peligro la libertad de expresión y la democracia.

Foto original sin cambio: thierry ehrmann – CC BY 2.0