LA DERECHA ANDALUZA FINANCIA CAMPAMENTOS DE MENORES TRANSEXUALES Y BIBLIOTECAS DE GÉNERO

Todos celebrábamos el fin del monopolio político de la izquierda en Andalucía tras la toma de poder de Juan Manuel Moreno (PP-A) el pasado 18 de enero. Imaginábamos que iba a desaparecer el clientelismo típico del PSOE tanto como las políticas re-educativas del progresismo globalista. Pero eso no fue así: incluso apoyada por el partido verde, la coalición PP-Ciudadanos sigue financiando las mismas políticas que las izquierdas: campamentos de niños transexuales, bibliotecas de género… 

La derecha andaluza al servicio del lobby LGTB

El uso del dinero público para fines ideológicos no es algo estrictamente de izquierdas. La derecha participa a menudo a la hegemonía cultural progresista. En Chiclana de la Frontera (Cádiz), la Junta decidió financiar el «acondicionamiento de Local para Biblioteca de Généro» con casi cincuenta mil euros de dinero público (48.467,84 euros para ser más preciso). Muchos de nosotros no sabemos lo que es una «biblioteca de généro»: ¿será algo como una biblioteca donde todos los varones llevamos pelucas? ¿O tacones? ¿No habrá cosas más serias por las cuales usar ese dinero? Claro, porque todos ya sabemos que Andalucía no tiene problemas de industrialización, de paro o de sumersión migratoria.

La Junta organiza «campamentos LGTB»

La Junta de Andalucía no solo va financiado bibliotecas raras, sino que también va a por los más jóvenes: los niños y adolescentes. Bajo la dirección del Instituto Andaluz de la Juventud dirigido por David Morales Zamora (C’s) fue organizada por la Asociación de Transexuales de Andalucía (ATA) un «campamento trans» para jóvenes. Este tipo de actos y de supuestas formaciones sólo sirven para ofrecer fondos públicos a «chiringuitos» progresistas y empeñados en hacer tragar la ideología de género a la nueva generación. 

Foto destacada: derecho de uso cedido por @profesorjaen