DERRIBA LA ESTATUA DEL MACHO BLANCO

La muerte, durante su detención, de un falsificador de moneda en Estados Unidos, habría pasado inadvertida de no ser porque el individuo era negro. De ser blanco, como mucho nos hubiésemos enterado dentro de unos años, cuando saliese en algún capítulo de policías en acción para televisión, de serie B.

Entre las muchas acciones que están llevando a cabo la multitud de grupos antifas, de superioridad negra, proindígenas, etc., los financiados por George Soros; una de las más significativas es la de derribar estatuas, a ser posible de Cristobal Colón. Como sorprende la elección del personaje a vilipendiar, se busca en las raíces del Movimiento, ya que tirar estatuas pega más con las que derribaban de Lenín en los antiguos países comunistas, gente que había tenido que sufrir el comunismo.

Resulta que Colón es el símbolo de la dominación blanca sobre las otras razas, el inicio del exterminio indígena de América y el tráfico de esclavos. Resulta que los antepasados de los que tenemos la desgracia de ser blancos, no han traído más que miseria al mundo.

Es absurdo intentar razonar con estos Kolectivos de barriga llena, subvenciones de Soros y apoyo de la izquierda kamikaze. 

No vale la pena intentar que pongan todo en su contexto y que vean que las sociedades blancas esclavistas griegas y romanas también dejaron el legado de la democracia, la arquitectura, las matemáticas, el arte, la ingeniería… o que los blancos contemporáneos con los últimos años de la esclavitud ( y algunos tuvieron esclavos ), que simplemente vivieron en otro contexto histórico, inventaron vacunas, automóviles, aviones, helicópteros, motores y prácticamente todo lo que hoy hace que su mundo sea cómodo.

Tampoco merece la pena informarles que los genocidios ejecutados sobre razas que no sean la blanca, más cercanos en el tiempo, con sus autores vivos y sin castigar, no son precisamente blancos. 

De hecho no hay ninguno ejecutado actualmente por blancos y sí varias docenas con autores de otras razas… hoy mismo. Por ahí siguen vivos los genocidas de los tutsis, también negros; sin salir de genocidas negros actuales sobre otras etnias de raza negra, están los casos de Gukurahundi, los Isaaq de Somalia, Darfur y limpiezas étnicas del Sudán, Genocidio de Baganda, Genocidio Congoleño…

En el caso de los semitas, musulmanes en general, Masacres de Sinyar, Estado Islámico, esclavitud en Libia, sobre los kurdos, limpiezas étnicas en varios países asiáticos, caucásicos. Matanzas de cristianos en la antigua región serbia de Kosovo… pero esos no cuentan, al ser blancas las víctimas, la raza de los malos.

Los asiáticos tienen en su haber, a día de hoy, las de Birmania, la Antisij, exterminios en Papúa.

Los judíos siguen con sus limpiezas de palestinos.

Los mismos sudamericanos, los mestizos que se arrogan ser indígenas, siguen con la tradición de eliminar indios mapuche, yaqui, mayas en Guatemala ( Efraín Ríos Montt ), si no ya a tiros como antes, segregándolos en sus propias tierras. Los indios que sobrevivieron a más de tres siglos de dominación española.

Lo mejor que se puede hacer con estos individuos de mentes tan preclaras es animarles a que lleven sus ideas hasta el final. Los que sean blancos, que se suiciden directamente para limpiar su pecado original. Los mestizos, que reconozcan que ya no son indios puros, que se tiren al mar y América se la queden los pocos indios puros auténticos que quedan. Los negros, una vez terminen de tirar todas las estatuas de opresores blancos, y antes de volverse a África (América es para los indios puros), deberían hacer revisionismo histórico con el resto de los inmortalizados en un busto. A lo mejor descubren que hasta Martin Luther King era un machista despreciador de mujeres, a quien gustaba mirar mientras las violaba su amigo Logan Kearse… y tienen que tirarle las estatuas a él también.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *