ALEMANIA: LA PERSECUCIÓN DE AFD

Por Friedrich Tecker

Después de que Merkel forzara la dimisión del Presidente regional de Turingia por el apoyo que recibió este de su partido y de AfD para gobernar en la región, la persecución se incrementa por un libro infantil de colorear distribuido por AfD y el atentado perpetrado por un enfermo mental en Hanau.

Cordón sanitario

El liberal Thomas Kemmerich fue obligado a dimitir por las presiones sufridas por los líderes del bloque conservador: la Unión Cristianodemócrata (CDU) de Angela Merkel junto con la bávara Unión Socialcristiana (CSU) y el Partido Socialdemócrata (SPD).

Thomas Kemmerich había accedido a la presidencia regional con el apoyo de la CDU y de AfD (Alternativa para Alemania), rompiendo así el famoso cordón sanitario impuesto desde Berlín por los partidos políticos «democráticos».

El Libro «fascista»

En Renania del Norte Westfalia, concretamente en la ciudad de Krefeld, AfD distribuyó un libro para colorear a los niños, el cual supuestamente según los socialdemócratas incitaba al odio, puesto que según ellos daba una visión nada acertada de la sociedad alemana.

El atentado de Hanau

En Hanau hubo un tiroteo, pero parece que hubo muchos que le proporcionaron munición y AfD es desde luego uno de ellos”, estas son las palabras del Secretario General del SPD, Lars Klingbeil… En cualquier otro contexto posiblemente estas palabras serían interpretadas como una incitación al odio por su visión ideológica… Pero nada más lejos de la realidad, esta formación política y Klingbeil ha pedido que AfD sea vigiliada y monotorizada por la Oficina para la Protección de la Constitución (BfV).

La verdad que AfD se ha pronunciado y ha sido clara. El autor del atentado de Hanau era un loco, una persona con trastornos mentales a la cual no se les puede tratar de terrorista de derechas, o izquierdas. Aunque parece ser que la moda actual en Europa es solo considerar enfermos mentales aquellos terroristas qué organizados en grupos o aislados como «lobos solitarios» intentan imponer la visión radical del Islam.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *